Rumania es un fantástico destino turístico, las tierras del famoso conde Drácula, son tan misteriosas como sorprendentes y acogen un buen puñado de lugares que sin duda harán las delicias del visitante. En una esquina de este basto territorio y muy cercana a la frontera con Bulgaria, se encuentra Băile Herculane, un precioso y tranquilo pueblo que funciona como cabecera a un largo valle entre montañas. Un lugar protegido bajo la sombra del Parque Nacional Domogled-Valea Cernei y que según cuentan las leyendas, aquí llego Hércules, el hijo de Júpiter, buscando un lugar para para descansar, olvidarse del estrés de las batallas y beneficiarse de sus aguas termales. En el año 102 el emperador Trajano fundaría por primera vez un balneario, un complejo de baños y monumentos que convirtieron durante los más de ciento sesenta años de dominación romana en Dacia, a Băile Herculane como uno de los lugares más populares del imperio. Como referencia a esas épocas gloriosas del lugar, una estatua en bronce del héroe moldeada en 1874 se ancla en el centro de la antigua ciudad.

Antes de la Segunda Guerra Mundial el lugar se convirtió en una referencia para la aristocracia europea, el emperador José II, la emperatriz Charlotte e incluso la emperatriz Sissi, eran asiduos de este paraíso distinto y encantador. Hoy la visión de Băile Herculane dista mucho de esa elegancia de antaño y el tiempo parece haberse detenido. Anclados al pasado, descansan los maravillosos complejos termales de antaño. Edificios de marcada arquitectura austro-húngara que poco a poco avanzan hacia un estado ruinoso.

Pero este largo valle de mas de veinte kilómetros esta sembrado de riscos calizos, diamantes para los amantes de la escalada y si bien ese deporte se practica desde los años 60 del pasado siglo, no tenía repercusión hasta la los años 90, cuando una nueva generación se fija en los riscos de Băile Herculane. El tiempo y la evolución del deporte trae al lugar a miembros del club de escalada Alternativo, con base en Timisoara, que comienzan con la expansión a nivel deportivo de Băile Herculane y organizan el “Herculane Climbing Open” (HCO), una concentración, que este 2022 celebra su vigésima edición, sin suda un número importante. Si amáis la escalada deportiva, en lugares tranquilos y con muchas alternativas, Băile Herculane, es una magnifica alternativa. Múltiples sectores entre un frondoso bosque de hayas os esperan y si vuestra visita coincide entre el 16 y 18 de septiembre, os aguarda una animada competición y la sonada celebración de aniversario.

Comparteme en tus redes sociales...

Más noticias...

Los años setenta del pasado siglo, fue una época muy productiva para el mundo de la música, todo estaba por […]
Con los primeros vaivenes del nuevo mes regresa un nuevo episodio de Música Oskura, una nueva entrega que nos conduce […]
Rumania es un fantástico destino turístico, las tierras del famoso conde Drácula, son tan misteriosas como sorprendentes y acogen un […]
Regresamos en Música Oskura a los sonidos envolventes del jazz y lo hacemos a través del violín del polaco Zbiegniew […]
error: Content is protected !!