El verano se ha ido y el ciclo se repite. Los días se acortan, las temperaturas descienden y poco a poco se van acercando los aires otoñales. Es esta colorida estación la que de nuevo nos brinda la visita a los bosques. El otoño fomenta que el colorido regrese y con ello al época mas atractiva para recorrer algunos de los bosques mejor conservados de la geografía gallega.

La cuenca fluvial del rio Barbantiño, en Ourense, alberga un interesante bosque de ribera, una masa forestal donde los robles, sauces, alisos, fresnos y castaños comparten espacio, creando un marco espectacular. Un lugar con números atractivos para el visitante, pero son especialmente interesantes el conjunto que forma el bosque y la cultura del agua, donde destacan las surgencias termales de O Bañiño. Una ruta marcada por la red de Caminos Naturales del Ministerio de Medio Ambiente surca estos parajes. El trazado aprovecha antiguas sendas que los lugareños de Punxin, Maside y Amoeiro, utilizaban ya antaño, para llegar hasta los molinos situados en el cauce del Barbantiño. Hoy ese trasiego de personas acarreando grano ha desaparecido y los molinos, si bien han sido en mayor o menor medida restaurados, han quedado como mudos testigos del pasado.

Comparteme en tus redes sociales...

Más noticias...

Nos volvemos a reencontrar con la música de vinilo, vuelta al cole para compartir un buen puñado de canciones que […]
La carretera abandona las tierras fértiles y abrigadas de Barizo, para emprender una escalada al Monte Nariga, donde desde las […]
Este lugar, situado en la Baviera, al sur este de Alemania, entre las ciudades de Nürnberg y Bamberg, ha quedado […]
Los años setenta del pasado siglo, fue una época muy productiva para el mundo de la música, todo estaba por […]
error: Content is protected !!